miércoles, 4 de febrero de 2015

CORAZÓN NEGRO

Se le escapó de los labios un te quiero…Se le escapó pero no lo sentía…Y en la foto salió como de costumbre, no sabía posar manteniendo la sonrisa, pero además no le apetecía sonreír…Se pasó la celebración mirando y repasando sus secretos como una loca, con una mirada de hielo y un abismo en el corazón, en su corazón negro digno de una experta vendedora de humo, de falsas emociones y sentimientos vacíos a cambio de un acaudalado bienestar material y económico.

Las personas somos un conglomerado de actitudes, creencias, deseos y aspiraciones tan fascinante como repugnante.

Y mientras él le decía que se sentía tan feliz que creía que nunca iba a sentirse de igual manera, ella recordaba aquella primera herida de la infancia, difícil de soportar pero manejable, y luego pensaba en aquel segundo golpe justo en el mismo sitio y en cómo así se vino abajo toda su estructura psíquica.

El ambiente festivo y los invitados bailando la distrajeron por un momento y al bajar la guardia pensó que se sentía como cuando tenía dieciséis años, y por ello le resultaba imposible ser honesta consigo misma, también por este motivo sólo había podido aprender a mal vivir, pero a veces las cosas que empiezan bien acaban en tragedia, así que si los inicios ya son difíciles y oscuros, los finales no suelen ser muy fáciles ni claros….

Y ahora cuándo se preguntaba a sí misma “¿quién soy yo?” no obtenía respuesta alguna, sin embargo cuando se preguntaba: “¿cómo soy?” sí lo tenía claro y con ilimitada franqueza pensaba: “Soy sensible, agresiva, malvada y cochina”

Ahora sólo le quedaba ponerse frente a frente para saber quién era, airear las heridas del alma, dejarse de historias de espadas y brujerías y gritar como el mismísimo diablo:

-      ¡Jugad sin mí!


sK


                                                                         



                                                                     

24 comentarios:

  1. hola sofya es un honor leerte. un beso carlos

    ResponderEliminar
  2. Si hay una cosa jodida , como tantas, es hacer las cosas por compromiso .

    Y mas , en este caso, por algo que te ha marcado .

    ResponderEliminar
  3. El ser humano es complicado. En el 95% de los casos que alguien daña a otra persona (queriendo o sin querer), la persona que hace daño es la que se siente peor. ¡Y es que la conciencia no perdona! Cuando una persona está tan podrida que apesta, es ella la que ha de soportarlo continuamente.

    Me siento muy feliz de que hayas decidido empezar esta nueva aventura Sofya. ¡Yo te leeré allá a donde vayas!.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego que como verdugo, la conciencia no tiene precio.....

      Muchas gracias por tus palabras Alejo.
      Abrazo enorme!

      Eliminar
  4. Hola Sofia ...soy el amigo de tu hija y quería decirte que me encantan tus historias como las de tu hija. Sigue así !

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, con lectores tan animosos como tú da gusto....

      Un abrazo!.....Y no dejes de leernos! ;)

      Eliminar
  5. Me tomo el texto como un pequeño relato, aunque todos sabemos que los que escribimos por el placer de hacerlo, y nada más, ponemos un trocito de nosotros en todo lo que sale de la punta de nuestros dedos.
    Todo lo que puedo decir, además de que está soberbiamente escrito es: Menuda mujer!

    Un beso, Sofya.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todo lo que yo puedo decir es: Muchas gracias Manuel!

      Un beso

      Eliminar
  6. Y es que no hay peor engaño, que el de no ser honestos con nosotros mismos.

    Abrazos, Sofya :)

    ResponderEliminar
  7. Odio los tópicos, las palabras vacías, los sentimientos huecos.. Hacer las cosas por compromiso.

    Me quedo por aquí a leerte (:

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Encantada ......Muchas gracias

      Un saludo! :)

      Eliminar
  8. Lastima que de pequeños apenas nos ayuden a distinguir entre quién soy, como soy y quién quiero ser. Nos ahorraríamos muchas incertidumbres, muchas mentiras, equivocaciones y muchas heridas y esquizofrenias. Aprovechariamos el tiempo y seríamos, en teoría, mas felices.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que en todos los sentidos nuestro aprendizaje vital se queda harto escaso cualitativamente hablando, y esto ocurre desde que nos alumbran y dura hasta que perecemos.

      Un besazo!

      Eliminar
  9. Complicado en un caso así saber si la protagonista es víctima o verdugo, porque ese pasado tan doloroso la ha llevado irremediablemente a ser egoísta, cruel, a hacer un papel en el que no se siente a gusto y a no identificarse con nada pero no saber salir de ese círculo vicioso... espero que sepa escapar de ello, de sí misma a tiempo...
    Un besito señorita Sofya :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, además el proceso de pasar de ser víctima a ser verdugo es tan común como curioso, cruel e interesante.

      Besos!!! ;)

      Eliminar
  10. Adi es la vida.... Sorpresas.... Un beso desde Murcia....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra tu visita alp....

      Un beso desde Alicante!

      Eliminar
  11. La delgada línea entre ser bueno o ser malo, pero en cualquier caso, ¿quién tiene derecho a juzgar? Supongo que sólo uno mismo.
    Siempre dándome en qué pensar Sofya :)
    Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también creo que no hay mejor juez que uno mismo...

      Besote!!

      Eliminar
  12. Se le pasará el día que se enamore de verdad.....

    ResponderEliminar